1.030 días, 1.030 4×4

Diego Speratti
IMG_4641
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this pageEmail this to someone

IMG_4625

Si el Atlántico tiene su Triángulo de las Bermudas, donde misteriosamente desaparecen naves de todo tipo, el Río de la Plata tiene un punto donde aparecen a diario los más curiosos viajeros a bordo de máquinas de lo más estrafalarias.

Ese lugar se llama Colonia del Sacramento y hace parte de territorios donde se puede viajar y descansar con tranquilidad, con aeropuertos y puertos internacionales muy accesibles y donde rigen leyes (como el permiso de libre circulación por un año contra los habituales tres meses de otros países) que estimulan el paso y la estadía de caracoles rodantes.

Y lo hacen de a miles por temporada, sean estos camiones aptos para pelear la punta en el Dakar, coloridos Renault 4 llegados desde Colombia o furgonetas Citroën 3CV, como una de las expresiones mínimas de tamaño y prestaciones posibles de ver asiduamente.

IMG_4672

IMG_4632

Estamos en temporada alta de tránsito de aventureros y lo más curioso que se puede ver estos días es una simpática pareja de jubilados franceses instalados a bordo de un vehículo construido en Portugal, estacionados frente al agua, en el mismo lugar donde justamente un portugués, Manuel De Lobo, fundó esta ciudad sobre el Río de la Plata hace ya 336 años.

Las inconfundibles líneas de su todo terreno son una visión inédita para la inmensa mayoría de nosotros, aunque los que transitaron más de 40 calendarios puede que las recuerden impresas en fotos en las revistas españolas (Solo Auto 4×4) o italianas (Auto & Fuoristrada) de devolución, que eran el pan nuestro de cada día en los años ochenta.

Este UMM Alter era una de las tantas reencarnaciones que tuvo el todo terreno ideado y construido en Francia por el ingeniero Bernard Cournil, quien luego de décadas de desarrollar elementos para mejorar las capacidades y confiabilidad del Jeep Willys y sus derivados, comenzó en los años sesenta a armar de manera artesanal sus propios 4×4, caracterizados estéticamente por la nariz inclinada que consentía una mucho mejor visibilidad para el conductor.

IMG_4652

IMG_4666

Los vaivenes financieros de los Cournil determinaron que a partir de 1977 este vehículo se fabricara también en Portugal por la União Metalo-Mecânica (UMM), empresa que puso en la calle la gran mayoría de las más de 10.000 unidades de Cournil/UMM/Auverland que se construyeron.

Los mercados más exitosos de este modelo fueron los propios países productores, Portugal y Francia (donde muchos de ellos se destinaron a bomberos, militares, organismos públicos y como vehículo de cuadrillas de obras y servicios) y algunas ex-colonias africanas (Cabo Verde, Zaire/Congo, Angola).

En el caso del UMM que nos visita en Colonia, es uno de los tres que pertenecen a este matrimonio originario de La Roche-sur-Yon, en la región del Loire. Lo compraron 0 km en el año 1994 como chasis/cabina y lo carrozaron en Francia como motorhome. Se trata de un Alter de la última serie (II) y la fase final (III), equipado con el motor Diesel Peugeot de 2,5 litros y el tablero que distingue a estos modelos que fueron el canto del cisne de la producción originada en la planta de Setubal.

IMG_4655

IMG_4643

Con el, esta pareja ha viajado por el sur de África y han cruzado a Sudamérica al menos tres veces, montando su vivienda ambulante a bordo de un barco de carga en el que también viajan ellos y que se tarda más de un mes en unir el puerto de Montevideo con el de Amberes, en Bélgica, después de numerosas escalas en puertos brasileños, africanos y europeos.

Transitando por caminos asfaltados y también por difíciles trochas gracias a su eficiente sistema de tracción en las cuatro ruedas (las delanteras con cubos desconectables), han podido conocer y fascinarse con los paisajes y la gente que habita todos los países andinos de Ecuador hasta el fin del mundo, además de Brasil y el Uruguay. ¡La felicidad viaja en UMM!

IMG_4633

IMG_4669

IMG_4647

IMG_4661

IMG_4638

5 Comentarios, RSS

  1. astonmartin 30/01/2016 @ 7:41 am

    ¡Que buen recuerdo, Diego! Devoré la Solo Auto 4×4 durante unos 10 años. Era espectacular esa revista. Las crónicas sobre el Mundial de Rallies y sobre el Dakar africano eran sensacionales.
    En cuanto al Umm y la pareja que lo habita, una demostración mas de que no hace falta tener un super vehículo y una super billetera para hacer buenos viajes.

  2. Beppe Viola 30/01/2016 @ 8:03 am

    Hermosa forma de viajar…..
    El año encontrè en Puglia una familia inglesa que recorre el mundo con un “double decker” …
    http://www.dailymail.co.uk/news/article-2197544/Family-crossed-48-countries-1962-double-decker-perform-circus-15-years.html

  3. ENRIQUE 31/01/2016 @ 5:33 pm

    Q ESPIRITU AVENTURERO DEL MATRIMONIO, Y Q BUEN FIRRO TIENEN ,OJALA POR MUCHOS AÑOS SIGAN DELEITANDOSE CON ESTAS TRAVESIAS

  4. Jim Beam 01/02/2016 @ 3:25 pm

    Que bueno viajar así y con esa camioneta (que nunca la había visto)! Se extraña Colonia, Ummm

  5. Javier M 07/02/2016 @ 10:18 am

    Lo conocía de revistas y otras yerbas, pero así en vivo nunca.

Tu email no será publicado. Required fields are marked *

*


*

datsun_sunny_1968_photos_2

Proporcionado, pequeño y dinámico. Cualquier sinónimo, de estos puede encajarle... Seguir Leyendo >>

3