1.000 días, 1.000 clásicos

Diego Speratti
IMG_5170
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this pageEmail this to someone

IMG_5164

56. La kombi 56. La última edición. 56 años ininterrumpidos de producción en Brasil. 1.200 ejemplares para despedirla en el 2013.

La mitad de 56 son 28, en el 2015 y siempre. Hacer 28 kilómetros sobre la autopista Buenos Aires-Rosario nos demandó un par de horas. Primero la imagen del horror: un motociclista desangrándose de muerte sobre el asfalto.

Después una serpiente larguísima y flaquísima de autos. Somos parte de un cuerpo que apenas respira, que avanza, se detiene, avanza y se detiene, cruza puentes, transita colectoras y vías de contramano para superar el puente paralelo al otro que se llevó la crecida del río. Empieza a oscurecer pero allá, una parte más avanzada del mismo cuerpo de serpiente es una Kombi flamante. Cuando los obstáculos quedan finalmente atrás y la serpiente se desmenuza en miles de partículas que transitan a diferentes velocidades, la alcanzamos.

Ya nos abraza la noche. 1.200 asas, 30 de velocidad de obturación, diafragma en 2.8 y 3 alemanes viajando en una 56 por el km 123 de la Ruta Nacional 9.

30 unidades de la kombi 56 fueron embarcadas 0 km hacia Alemania, el tercer destino de exportación en volumen. 100 se vendieron en Inglaterra y 50 fueron a parar a México. La primera y la última de las 1.200 están en manos de VW en Alemania, con jubilación de museo.

Una curiosidad: la placa reza SIM E111. SIM es el prefijo para los autos matriculados en la ciudad de Simmern, en la Renania germana. El número es un guiño a la motorización de estas últimas Kombi, (EA111), el cuatro cilindros en línea de 1.6 litros refrigerado por agua.

IMG_5151

IMG_5170

2 Comentarios, RSS

  1. Christian Mariano 21/10/2015 @ 3:30 pm

    Algun dia llegara a mi cochera…algun dia

  2. javisure 01/06/2016 @ 4:55 pm

    Si bien no eran cómodas en las plazas traseras, no dejan de ser pintorescas.

    Anduve por Porto Seguro en 2012 y el viaje en camionetas (van) es más común que andar en taxi u ómnibus, sobre todo para los turistas que gustan de ir de una playa a otra. Resulta que yo diría que casi el 50% de estas numerosas van eran de estas kombi refrigeradas por agua, y la otra mitad repartida entre Boxer-Ducato, Master y alguna otra. Pero las kombi no dejaban de ser las más llamativas para ir de una playa a otra por tan solo 4 o 5 reales.

Tu email no será publicado. Required fields are marked *

*


*

escanear00031-350x392

Sociedad exitista como pocas, el suceso del varón occidental pasa por poseer la mayor... Seguir Leyendo >>