Las 1000 Millas del ´93

Gonzalo Balaguer
1000Millas93-2
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this pageEmail this to someone

1000Millas93-1

Recuerdo como si fuera hoy, el día que leí un pequeño artículo sobre las 1000 Millas Sport de 1993 que estaban próximas a realizarse. Fue en uno de los lugares más cómodos y tranquilos que hay en la casa para leer, mirando el suplemento dedicado a los autos que traía en esa época la revista Weekend, que habitualmente compraba mi papá.

Yo viviendo en Buenos Aires y la carrera, a la que hasta ese momento desconocía, desarrollándose en Córdoba. No tendría mayor trascendencia para mi vida, a no ser porque revisé las fechas y caí en cuenta que en esos días estaría en Córdoba, de viaje de egresados de séptimo grado. Claro que sería imposible que me cruzara en algún momento con el recorrido de la competencia cuando mi base era La Falda y ni idea tenía de cómo y cuáles serían las actividades de egresados durante la estadía. Seguramente no sería viable ver la largada de la carrera en Buenos Aires porque mi viaje empezaba antes, por eso mis pensamientos se quedaron en Córdoba, junto con el sueño y la ilusión de ver esos autos por allá.

1000Millas93-7

1000Millas93-8

Como ustedes ya se imaginarán, lo que parecía imposible finalmente sucedió. Con la cabeza en otra cosa, en una excursión llegando a Los Cocos, nos encontramos con la carrera. ¡No lo podría creer! ¡Qué autos! Empecé a sacar algunas fotos desde arriba del micro, detrás de la ventanilla. Cuando bajamos hice todo lo que pude para seguir haciendo tomas, pero mucho tiempo no tenía ya que no podía apartarme demasiado del grupo. Tampoco me quedaban muchas fotos en el rollo. Sabrán disculpar la mala calidad y mi inexperiencia sacando fotos, sumado a que lo hacía con una cámara de las llamadas pocket que usaban los olvidables rollos tipo cartucho de 110 mm.

Ya el último día de mi viaje, en Carlos Paz pude divisar un póster de la carrera en el vidrio de la puerta de un negocio. Allí fui raudo a pedirlo y la dueña por suerte accedió gentilmente a regalármelo. Su destino inmediato fue la pared de mi cuarto, en donde sigue pegado hasta hoy.

1000Millas93-4

1000Millas93-3

Con la inocencia de mis 13 años recién cumplidos, a partir de ese día me enamoré de las 1000 Millas, de sus autos, de la aventura de recorrer tantos kilómetros a bordo de esas máquinas de ensueño; sin saber del glamour ni de la exclusividad ni del prestigio que caracterizaría a esta competencia de regularidad con el correr del tiempo. Mi relación con las 1000 Millas llegó a tener algún que otro episodio que en algún momento les contaré. Hoy ese amor es conscientemente no correspondido, despertándome las mismas sensaciones que generan los sueños imposibles…

Fotos: Gonzalo Balaguer

1000Millas93-2

1000Millas93-5

1000Millas93-6

1000Millas93-9jpg

11 Comentarios, RSS

  1. 250ss 28/10/2015 @ 9:12 pm

    Gracias Gonzalo. Gran aporte !!!!!!!

  2. morgan. 29/10/2015 @ 8:41 am

    Gonza, imagino que estabas como loco!!! Las fotos están buenísimas. Se ven varios autos que todavía siguen participando de cuanta carrera de “autos viejos” hay.

    PD: La monofaro azul es la que hoy es de Chiquito?

  3. Satanas 29/10/2015 @ 9:19 am

    Estupendo Gonzalo, nos hiciste sentir que cualquiera de nosotros podríamos haber sido los protagonistas de esta declaración de amor por los autos. Qué lindo era el color original de la Montreal y cuántos vecinos ilustres… Dunstan, Echave, Sánchez Zinny. Pero dónde está Cosulich?

  4. Alvaro 29/10/2015 @ 12:55 pm

    Se ve también el Austin Healey de Charlie Montagna de Uruguay…

  5. Pablo Felipe Richetti 29/10/2015 @ 2:24 pm

    La emoción de ese encuentro quedó reflejada en tu relato. Hermosa la Montreal verde, concuerdo con Satanás. Gracias por compartirlo.

  6. Gabriel Lima 30/10/2015 @ 8:10 pm

    El Alfa Montreal verde tal vez era del Lory Barra ???. Seguramente algún lector podrá decirnos.

  7. SSJAGUAR 30/10/2015 @ 8:29 pm

    La Montreal verde era de “Lory” Barra; y previo a ser de él,decliné comprarla debido precisamente a su color …

  8. SSJAGUAR 30/10/2015 @ 9:12 pm

    El XK150 era del entusiasta Doctor Daniel Charles; el “histórico” TR3 N°10 era de mi amigo “Tucu” Blachowicz acompañado de la simpatiquísima Liliana;el MG N° 6 del recordado “Bobby” Gómez; el Austin Healey,como bien dicen,del “Bom Vivant ” Uruguayo “Charlie” Montagna; el Delahaye N° 4 del “cabezón” Iriarte….

  9. Santiago 01/11/2015 @ 9:31 pm

    Muy buen recuerdo Gonzalo!
    Ese año se hizo el rally en homenaje a mi viejo que había muerto cuatro años antes. El homenaje también incluía una copa con el mismo nombre que supongo que debe haber sido para el mejor clasificado en los pre guerra porque la estaban peleando Rodolfo Iriarte con el Delahaye Le Mans y Michael Dellepiane con el Gardner. Finalmente se la ganó Michael.
    Ese día teníamos que ir mi madre y yo desde Bs As a entregar el premio. Por alguna razón llegamos tarde y la entrega se hizo después del almuerzo en ese estacionamiento que se ve en las fotos.
    Luego que Michael murió, sus hijas me regalaron la copa. Hoy la tengo junto a unas antiparras que me regaló Maik que son las que usó para dar la vuelta al mundo. Son un gran tesoro para mi.

  10. Raúl Csulich 02/11/2015 @ 3:35 pm

    Que tiempos aquellos los muchachos de antes no usaba Bora. Satanas pregunta dónde estaba, entre los últimos como siempre, con la Bertone 1750.

  11. José del Castillo 20/04/2016 @ 10:07 am

    Lástima no tener una foto del Gonzalo de 13 años con fondo de autos sport, sería una buena gastada al amigo. ¿El poster es el que me regalaste a mi ?

Tu email no será publicado. Required fields are marked *

*


*