Familia apurada

Hernán Charalambopoulos
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this pageEmail this to someone

Si algún blasón le faltaba a Saab en competición, sin dudas era el de ser una de las primeras (sino la primera) carrocería de tipo familiar o “rural”, en competir con éxito en rally. Fue en la edición de 1961 del Rally de Montecarlo, en la que a bordo de un bellísimo 95, Erik Carlsson se ubicó en el cuarto puesto de la clasificación general.

El 95, es la versión familiar del archiconocido por nuestros lectores 96, a su vez derivado del mítico 92, con el que comparte numerosas piezas estructurales. El techo, orgulloso y prominente, además de darle un carácter sin igual, le otorgaba una indisimulable identidad de diabólica saeta lanzada, sin enumerar las magníficas ventajas desde el punto de vista aerodinámico, ya que el flujo se deslizaba suave y sin vibraciones a lo largo de la incipiente explanada superior, ayudando a su rabiosa mecánica tricilíndrica a empujar sus curvas a velocidades impensadas para un auto familiar de esa época.

Miren si sería deportivo el 95, que era el único modelo de la casa sueca en montar la por entonces novedosa caja de cuatro velocidades…

A la espera de adoptar el preciado artilugio en el resto de la gama, don Erik pidió que le preparen la “chatita” y se lanzó a competir a bordo de ella con el resultado que ya dijimos. Fue este el preludio de los dos triunfos conseguidos en forma consecutiva en las ediciones de 1962 y 1963 al mando de un Saab 96 ahora si, equipado con la caja de cuatro velocidades.


Se comenta que en este rally, se anotó Gastón Perkins de incógnito (bajo seudónimo) a bordo de un Dauphine  como para no pasar vergüenza, cosa que indefectiblemente sucedió en la “Rascasse”, como muestran las fotos.

Años más tarde, en 1964, el equipo Renault se vengaría de esta mojada de oreja en el Gran Premio argentino con un golpe de lo más bajo del que hablaremos en otra ocasión, y que los fanáticos de las máquinas vikingas recuerdan muy bien…

Para rematar, la versión en escala que inmortaliza las homéricas proezas de nuestro héroe al volante del más deportivo de los automóviles medianos de su tiempo.

No me diga que no se lo va a comprar a su hijo…

0 Comentarios, RSS

  1. charly walmsley 06/07/2010 @ 6:08 pm

    Me dejan explicar algo: Se utilizo la rural porque era el unico Saab con caja de 4 disponble, no habia todavia sedan 2 puertas con caja de 4.
    (del GP 64 tengo una anegdota……)

  2. admin 06/07/2010 @ 6:18 pm

    Sir Walmsley: Sin querer menospreciar sus elevadas cualidades intelectuales.¿Me pone anècdota con «c»?.
    Gracias…
    Proceda con el raconto, aunque serìa interesante circunscribirlo dentro de una nota, ya que da la historia como para explayarse.
    ¿Se anima?

  3. Fuoripista 06/07/2010 @ 6:24 pm

    Dejando de lado este tibio rebrote de Saabismo, confieso que me ha resultado interesante nota. Sabía de alguna pickup 504 en el Safari Rally o la rural Volvo 850 en BTCC pero no de esta Saab 95.

    …»diabólica saeta lanzada» (buehh!!)

  4. mastergtv 06/07/2010 @ 6:26 pm

    MUY LINDA LA RURAL DE SAAB,ADEMAS DE EFECTIVA.SE DA EN MUCHOS CASOS,AL MENOS PARA MI GUSTO,QUE LAS VERSIONES RURALES O WEEKEND,SON MAS LOGRADAS QUE LAS BERLINAS.
    SALUTI.
    OO=V=OO

  5. Daniel Mariani 06/07/2010 @ 8:08 pm

    Con el farol en el techo a modo de sirena y el color rojo parece un vehiculo del cuerpo de bomberos, eso no significa que sea como se dice habitualmente de algunas señoritas «mas rapida que los bomberos»

  6. karmannia 06/07/2010 @ 9:07 pm

    A esta altura ya casi me convencen de que los saab son los mejores autos del mundo y sus aledaños

  7. Mariana 06/07/2010 @ 10:22 pm

    Liiiindo!! q buen nro. el 53–

  8. Gustavo 07/07/2010 @ 8:46 am

    Sería interesante saber cual fue la primer camioneta rural que participó en una competencia. Seguro no fue este Saab ya que en mitad de los 50 una Peugeot 203 Comercial participó en Africa. Y a fines de esa década hubo una rural 403 participando. ¿La primera?. Sería bueno que los estudiosos de esta página investigaran. Solo recuerdo un Humber carrocería de madera… pero no recuerdo el evento. Saludos a todos.

Tu email no será publicado. Required fields are marked *

*


*