El sueño prohibido de Burkard Bovensiepen

Hernán Charalambopoulos
alpina_b7_s_turbo_1_1
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this pageEmail this to someone

alpina_b7_s_turbo_5

Con ustedes la versión más enojada de la Serie BMW E12: El B7S Turbo. Fue sin dudas la máxima expresión en potencia sobre ruedas con capacidad de hacer viajar a cuatro personas con total comodidad. No había catálogo mundial de automóviles que se precie de tener un cierto nivel que no incluyera las versiones de este preparador entre sus páginas.

Ávidos de saber las prestaciones y fotos del más “elegante” de los tuneros de la época, nos abalanzábamos ante el primer indicio de novedad por parte de esta usina de sueños prohibidos.

Fundada a mediados de los años sesenta por Burkard Bovensiepen, esta empresa se dedicó luego de experimentar en otros ámbitos, a mejorar las prestaciones tanto estéticas como mecánicas de los productos de la casa muniquesa. Sin dudas, Alpina se sitúa en una suerte de Olimpo de los preparadores por lo sutil y efectivo de sus trabajos y siempre gozó de un halo de complicidad y aprobación por parte del ala más radical del purismo que nunca vio con malos ojos el trabajo que salía del tablero de Bovensiepen.

Un motor de 3.5 litros y 330 caballos en los albores de los ochenta sin el mínimo control de electrónica sobre el chasis de la ya por entonces veterana estructura de la berlina de BMW parecía un juego de riesgo. Se produjeron muy pocos ejemplares (menos de ciento cincuenta) entre 1981 y comienzos e 1982 cuando la por entonces nueva Serie 5 hacía su debut en el mercado.

0-100 en menos de seis segundos y más de 260 km/h de velocidad final.

¿Habrá alguno en venta?

alpina_b7_s_turbo_4

2 Comentarios, RSS

  1. Burkard 28/10/2015 @ 9:55 am

    Cada tanto aparecen, pero los precios solamente los paga alguien que sepa de que estamos hablando.

    Pal que quiera leer: http://www.bmwccu.com/foro/viewtopic.php?id=720

  2. eduardo 29/10/2015 @ 7:45 pm

    conocia uno que estaba estacionado todos los dias frente a nuestro garage en ciudadela . 745 turbo rezaba la insigña .charlando alguna vez con el dueño , conocedor de lo que tenia , pieza muy rara , siempre me comentaba lo muchisimo que consumia . una dia veo que no tiene mas la insigña en el baul y cuando me lo cruzo le pregunto si se la robaron y me responde en forma contundente , ” se la saque yo !” …….. lo miro soprendido y me comenta que estaba cansado de que todos querian correrle en los semaforos y a el que le encantaba se prendia y luego lamentaba el excesivo consumo .”gasta como una draga ” me decia siempre .

Tu email no será publicado. Required fields are marked *

*


*