Vacaciones en Uruguay y en Teram

Diego Speratti
Teram slider
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this pageEmail this to someone

interior de la Rep 204-8

Cuando todavía no existían los puentes que cruzaban el Río Uruguay, la única forma de cruzarlo vía terrestre/marítima era a través de balsas. O bajar hasta el Río de la Plata y tomar en Buenos Aires algunos de los barcos que cruzaban a Colonia.

A comienzos de la década de los años 60, se inició en los astilleros Astarsa, sobre el Río Luján, en el Tigre, la construcción de uno de los barcos más emblemáticos y longevos de todos los que han hecho el cruce Colonia-Buenos Aires y viceversa. El “Nicolás Mihanovich” comenzó a prestar servicio en enero de 1963, con la posibilidad de unir los dos puertos en apenas dos horas y media, y pudiendo transportar 704 pasajeros además de los 36 tripulantes.

Y claro, autos en su bodega. 80 en total. Vemos aquí a algunos de ellos haciendo fila para subir a bordo del “Mihanovich” en el puerto de Colonia, a mediados de aquella misma década. Entre Rambler Classic, Renault Dauphine, Auto Union 1000 S y Universal, IKA Estanciera, Chevrolet Impala 1960, Siam Di Tella, Ford V8, Borgward Isabella, Mercedes-Benz 170, Peugeot 403 y 404, y otros, sobresale la inconfundible cola de un Porsche Teram Puntero.

interior de la Rep 204-2

Al fondo, los ómnibus de COT, esperaban el descenso de pasajeros que seguían viaje hacia Montevideo y otros destinos en territorio uruguayo en la manga Este del puerto, que hasta el día de hoy permanece en pie. Los buses aparentan ser GM PD4106 “Silver Jet”, popularizados también por la O.N.D.A., con sus míticos V8 Diesel de dos tiempos.

El nombre del barco homenajeaba al inmigrante yugoeslavo, todopoderoso empresario naviero en la Argentina de comienzos del Siglo XIX, cuya familia desarrolló en Colonia el proyecto pionero de turismo en la zona del Real de San Carlos, donde su complejo llegó a contar con Plaza de Toros, Frontón de Jai Alai, Hotel/Casino, barcos y muelle propio y una usina eléctrica que abastecía de energía incluso a la ciudad de Colonia.

Hoy el transporte de pasajeros y vehículos a través del Río de la Plata sufre una grave crisis, con dos empresas sobreviviendo con menos barcos en funcionamiento que en temporadas pasadas, frecuencias reducidas a menos de la mitad que en los buenos tiempos y mucho personal despedido o en seguro de paro.

Fotos: SODRE / Archivo Nacional de la Imagen y la Palabra

interior de la Rep 204-13

6 Comentarios, RSS

  1. luis 17/05/2019 @ 10:58 pm

    que afanosas coincidencias en las copiosas líneas de los Di Tella, 404 y el Seat (Fiat) de la nota anterior, detalle mas, detalle menos, muy parecido el asunto

  2. Eduardo Luis Devoto 19/05/2019 @ 6:35 pm

    El Siam Di Tella, fué un diseño de PininFarina para la empresa Francesa SIMCA, quién lo rechazó y entonces el diseño fue adquirido por British Motors, que con distintas variaciones de carroceria utilizó el diseño para el Morris, el Austin, El Riley y el Wolseley entre otros, Siam D itella tomo el diseño del Riley y del MG Magnete y los fabrico en Argentina, Poco tiempo después Pininfarina realizó el diseño del Peugeot 404, de allí la similitud de diseño y por supuesto el SEAT era un Fiat español construido bajo licencia con el mismo origen italiano.

  3. javisure 20/05/2019 @ 5:43 pm

    Y en la última foto no es el Alíscafos al fondo?

  4. Canario 21/05/2019 @ 12:08 am

    imponente, los Silver Jet, el Mihanovich y uno de los tres alíscafos de Alimar, todo de estreno.

  5. Fernando de Lima, Bs As 21/05/2019 @ 3:57 am

    Copiosas datos en 3 fotos!!!q lujazo el Impala y el Teram ni hablar

  6. danielc 21/05/2019 @ 6:33 am

    Iba a bailar al Mihanovich cuando ya estaba amarrado en lo que después fue Puerto Madero. Algunas cabinas estaban abiertas por lo cual tengo algunos muy lindos recuerdos de aquellos años.

    Si no me equivoco hoy duerme el sueño de los justos en la Boca, en donde le hicieron un monstruoso cambio en la cubierta para, creo, transformarlo en casino flotante o en una trampa mortal dispuesto a darse vuelta con no mucho esfuerzo.

Tu email no será publicado. Required fields are marked *

*


*