El semáforo de Retiro

Diego Speratti
Retiro esquina slider
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this pageEmail this to someone

Esquina Retiro

Una vez más el Archivo General de la Nación nos hace viajar en el tiempo y a la esquina de la Avenida Libertador y Maipú, frente a la estación Retiro y a Plaza San Martín, donde estuvimos poco tiempo atrás pero en el año 1977.

El paisaje y el orden vial de la ciudad de Buenos Aires comenzó a cambiar para siempre en el año 1953, cuando empezaron a instalarse los semáforos de funcionamiento eléctrico, junto con las líneas de seguridad para marcar el límite donde deberían detenerse los vehículos y cruzar los peatones.

El 17 de octubre de aquel 1953 se estrenaron los semáforos de esa esquina, una de las más caóticas de la ciudad hasta el día de hoy, por el cruce de avenidas de alta circulación, giros y el alto tránsito peatonal de usuarios de tres líneas de ferrocarriles, de todas las líneas de transporte colectivo que tienen sus dársenas frente frente a la estación, de las paradas de otras líneas sobre Libertador, de la terminal de ómnibus de larga distancia, de dos líneas de subte, de la Villa 31 y largos etcéteras.

“En la Avenida Libertador General San Martín y las calles San Martín y Maipú frente a la Plaza del Retiro fueron instaladas, a título de ensayo, el nuevo sistema de señales luminosas para vehículos y peatones. Asistieron el intendente Municipal y altos funcionarios de la Comuna, del Ministerio de Defensa Nacional y del de Transportes: Ingeniero Juan Rago, de Fabricaciones Militares, Julio Zavalía Lagos, Director de Tránsito, Mayor Oscar Santamarina, de Fabricaciones Militares, Arquitecto Jorge Sabaté, Intendente Municipal, Juan José Chamorro, Director de Electromecánica Municipal, y Antonio Scremin, Jefe de Planificación Municipal”, es la información que acompaña el reverso de la foto.

Casi siete décadas después, el lugar es aún fácilmente identificable para aquellos que lo transitan con asiduidad, aunque ya no exista el cableado de las líneas de tranvía, en el triángulo formado por Libertador y Juncal hay ahora una boca de subte y el solar, también triangular, de Juncal y Maipú, donde se ubicaba el “Hotel Adam”, desde 1975 está ocupado por la actual Torre IRSA que originalmente fue conocida como Torre Pirelli.

Foto: Archivo General de la Nación

2 Comentarios, RSS

  1. Gringo Viejo @

    Que tiempos, Diosssss!!! Uno puede hasta imaginarse al encargado de compras de la sastreria militar taconenando nervioso delante de su superior mientras trata de justificar sus gastos: “Affirrrrmmattivo, mi sargento-ayudante-principal-mayor-primero!! De un tiempo a esta parte todos piden la gorra modelo Adolfo XXL y eso agrega dos metros cuadrados de gabardina verde por uniforme. Vista-dere-CHA!! Saludo-uno!!! Carrera-maarrcchh!! Uuuuhjjj!!””

    Soldado clase 1949 Gringo Viejo.
    Abrazos (y venias) per tutti

  2. Alejandro Marino @

    El señor de las manos en el bolsillo del sobretodo es el arquitecto Sabatè, ni mas ni menos que el responsable de la construcciòn del Autodromo Municipal ( entre otras obras de la època )

Tu email no será publicado. Required fields are marked *

*


*