El Museo Skoda exhibe un Superb OHV de 1948 recién restaurado

15/Ago/2021

Ya por la década de los años 30, el nombre Superb fue utilizado para bautizar el modelo tope de gama en el portfolio de productos de la marca checa Skoda. Y dentro de estos, el portador de toda la gloria en la serie de modelos de seis cilindros era el raro Superb OHV de los primeros años luego de la posguerra. Entre 1946 y 1949, apenas se produjeron 158 copias de éstos, con todas sus particularidades de diseño. Uno de estos vehículos, del año 1948 y con su carrocería hecha en la planta de Kvasiny, se exhibe desde hace un tiempo atrás en el Museo Skoda, luego de una restauración profunda que demandó alrededor de tres años.

Andrea Frydlova, director del Museo Skoda en Mladá Boleslav, enfatiza: «Este Skoda Superb OHV fue uno de los primeros vehículos históricos adquiridos por el Museo Skoda en 1968. Sin embargo, llegó incompleto y sin los tapizados originales. A lo largo de los últimos tres años, el equipo del taller del museo ha restaurado a fondo este vehículo único a su condición original. Ahora completa nuestra colección de versiones más antiguas de la prestigiosa serie Superb exhibidas en el museo».El nombre Superb está celebrando su aniversario 87 este año. El 22 de octubre de 1934, Skoda presentó el primer modelo en llevar este nombre, el 640 Superb. Este vehículo de lujo, en el vértice de la oferta, contaba con una muy moderna solución de construcción para su tiempo, que consistía en una estructura tubular central, suspensiones independientes, frenos hidráulicos y un potente motor de 6 cilindros en línea. El motor de 2.492 cc entregaba una potencia de 55 HP.

La producción en serie del Superb comenzó en el verano europeo de 1935. En los siguientes cuatro años antes de la guerra, el gran sedán de Skoda se convirtió en el epítome del auto elegante, dinámico, confortable y de alta calidad. Skoda refinó su propuesta presentando un motor más potente y un mayor rango de equipamiento en prácticamente todos los años sucesivos. Luego de más de 600 vehículos con válvulas laterales, el último estadio de desarrollo apareció en 1938 con el Superb 3000 OHV con el comando de válvulas a la cabeza. Este seis cilindros tenía una cilindrada de 3.137 cc y era capaz de producir 85 HP. Para 1939, sin embargo, se habían construido apenas 113 ejemplares de este tipo. El Museo Skoda ha estado mostrando habitualmente uno de ellos, un sedán de color negro con su enorme carrocería que extiende la longitud a 5,2 metros, apoyado sobre una distancia entre ejes de 3,3 metros. La colección en Mladá Boleslav también incluye el único representante conservado del Superb 4000 hecho a pedido con un motor V8 más grande ofrecido a comienzos de la década de los años 40.En los años que siguieron a la Segunda Guerra Mundial, Skoda retomó la producción del Superb OHV. Entre 1946 y 1949, se construyeron 158 chasis en Mladá Boleslav, pero sólo 11 de ellos fueron carrozados en la planta principal del fabricante checo. 103 chasis fueron vestidos por el carrocero de Praga Uhkik y por el atelier Sodomka, en Vysoké Myto. Otros 44 «rolling chassis» de Superb giraron sobre sus propios ejes con algunos elementos provisionales montados para poder rodar los 120 km necesarios para ser trasladados a la planta de Kvasiny. Las carrocerías producidas allí, con luces embutidas en los guardabarros y numerosos detalles ornamentales cromados, también fueron la clara influencia para el modelo de entrada 1101 Tudor que se popularizaría alrededor del mundo.

El jueves 15 de abril de 1948, el «rolling chassis» con motor número 81587 comenzó su travesía de Mladá Boleslav a Kvasiny donde recibió su piel externa. El 2 de septiembre de ese año, las llaves fueron entregadas al comprador. Comenzaría a servir como auto oficial de la «Joint Hotel and Accommodation Management» de Karlovy Vary, la autoridad turística del famoso resort. El Skoda Superb OHV se mantuvo en servicio allí durante 20 años. Cuando fue jubilado, el para entonces recién fundado museo de la planta de Mlada Boleslav, vio la oportunidad de adquirir este modelo para su colección. En aquel tiempo, sin embargo, muchas partes del vehículo permanecían perdidas y los tapizados de los asientos ya no eran los originales.La restauración de este vehículo único comenzó en 2017. Siguiendo un análisis detallado de las condiciones del vehículo y una investigación rigurosa en fuentes de archivo, el equipo del Museo Skoda se hizo de todos los componentes necesarios para su reconstrucción. El equipo en Mladá Boleslav restauró al Superb OHV a su condición original en todo lo que fue posible. Este impresionante automóvil es ahora una de las gemas del Museo Skoda, donde se exhibe como parte de la muestra «Kvasiny, 70 años con la flecha alada».

El prestigioso nombre Superb proviene de la palabra latina Superbus, que significa «magnífico», «noble» o «glorioso», y fue utilizado nuevamente por Skoda más de 50 años después cuando la firma presentó al Superb en el Salón de Frankfurt de 2001, automóvil del segmento de lujo que a esta altura ya va por su tercera generación.

Fotos: Prensa Skoda

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

MÁS ARTÍCULOS…

suscribite a nuestro newsletter

Adsense

ENCUESTA DEL MES

ENCUESTA DEL MES

¿Qué opinás del Restomod?

Adsense

Adsense