Un Mercedes-Benz SSKL en la Río-Petrópolis

20/Nov/2021

Es el Barón von Stuck en la prueba de trepada de montaña realizada el 28 de febrero de 1932. Con su «cucaracha» (nombre que recibían los deportivos abiertos en la época) con motor de seis cilindros y 7.020 cc, el gran as alemán ganó la prueba, recorriendo los 43 kilómetros del sinuoso circuito, por encima del morro, en apenas 23’14” (promedio de 112 km/h), récord mundial en pruebas de este tipo.

Aquel mismo día, Hans Stuck también conquistó las pruebas del kilómetro lanzado (media de 206 km/h) y del kilómetro con partida detenida (126 km/h).Especialista en pruebas de trepada, von Stuck dispensó elogios para la Río-Petrópolis, «tan maravillosamente dotado por la naturaleza»: «En Europa, no tenemos rutas tan buenas para carreras de automóviles en montaña. Mismo el Klausenpass, en Suiza, o la trepada en Berniman, cerca de St Moritz, dos caminos de montaña que están entre los más conocidas del mundo, son mucho más estrechos, no son asfaltados ni tienen tramos de concreto y no se puede correr allí al promedio de velocidad que conseguimos aquí».

El detalle pintoresco queda para el auto que obtuvo el segundo lugar en la trepada de montaña: un prosaico Modelo A, de Luciano Crespi, con un tiempo de 28’45” (promedio de 90 km/h). ¿Qué veneno tendría ese Fordcito?

Fotos: Archivo Mercedes-Benz y Revista Automovel-Club

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

MÁS ARTÍCULOS…

suscribite a nuestro newsletter

Adsense

ENCUESTA DEL MES

ENCUESTA DEL MES

¿Qué opinás del Restomod?

Adsense

Adsense