El mundo interior de la Estación Constitución

Diego Speratti
Constitucion slider
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this pageEmail this to someone

Constitucion hall

La primera línea ferroviaria construida en Argentina fue la que tuvo como cabeceras de recorrido a la Estación del Parque y la Estación Floresta. La Estación del Parque se ubicaba en el predio donde se materializaría luego nuestro conocido Teatro Colón, y un testimonio de su recorrido que permanece en el tiempo es la curva del Pasaje Rauch, que nace en Lavalle y Callao, famosa “S” donde se ubicó la sede de American Bosch en Buenos Aires, convertida luego en el Teatro El Picadero.

Aquel recorrido original se inauguró el 30 de agosto de 1857 y es por eso que esta es la fecha en que se conmemora el “Día del Ferrocarril” en Argentina. El desarrollo del tren en las siguientes décadas avanzaría a buen ritmo, naciendo en los años inmediatamente posteriores el tendido hacia el Sur, que ya para la década del 80 del siglo XIX necesitó una gran estación. Los arquitectos ingleses Parr, Strong & Parr la pergeñaron como un gran palacio de reminiscencias neo renacentistas con el toque victoriano que imponía la época, y que sería inaugurada el 1º de enero de 1887.

El cuerpo de la estación cabecera soportaría varias ampliaciones y renovaciones hasta la década de los años 30, para terminar por convertirse en la estación más grande del país, consecuencia de ser también la que más pasajeres, sus rutinas y sus sueños moviliza, con todos los ramales del Roca que van rumbo al sur y los que viran hacia el oeste, los recorridos hacia La Plata, Mar del Plata, Bahía Blanca y en otros tiempos a muchas otras ciudades y pueblos bonaerenses, pampeanos e incluso patagónicos.

El hall central de “Consti”, ese que rara vez queda en calma durante la franja horaria de funcionamiento de trenes y subtes, en algún momento de la década de los años 50 también le daba espacio a algunos automóviles en su interior, premio para alguien y castigo para miles de otres que decidían comprar un número de la rifa en los que (supuestamente) eran sorteados. Para les más jóvenes, ésta era una práctica bastante habitual en décadas pasadas y ya vimos como también funcionaba en otros transitados espacios de la ciudad como en la esquina de Florida y Diagonal Norte o frente al Obelisco.

En el momento del registro, el enorme hall daba cabida a dos rifas diferentes, una que ofrecía un lujoso convertible gringo, que no terminamos de identificar si es una Mercury 1951 o una Cadillac, y el otro, que podría ser una Cisitalia 202 (similar a la del Obelisco, o la misma repintada…), sorteo que además como “premio consuelo” ofrecía bicis o motocicletas, alineadas junto a la coupé.

¡Qué ganas de ganar algo alguna vez en una rifa! ¡Y de viajar en tren para el “Día del Ferrocarril”!

Foto: Archivo General de la Nación

5 Comentarios, RSS

  1. Eduardo Devoto @

    Si se observa con detalle el automovil convertible es un Cadillac, hay que fijarse en el paragoples delantero que es caracteristico de Cadillac de los años #50 como asi tambien los faros de los guardabarros

  2. Juse del Castillo @

    ¿ Donde habrá ido a parar la máquina a escala ( medía como dos metros de largo ) que estaba instalada en el hall central de Retiro, en una especie de pecera, y que funcionaba poniéndole unas monedas ?

    • Juse: hasta hace no mucho, al menos, estaba en el museo ferroviario, por Av del Libertador, dentro del mismo predio de Retiro, serán 200 ó 300 metros alejándose hacia el norte, y todavía funciona

  3. Juse del Castillo @

    Gracias Luis, como soy argentino desde hace 77 años, suponía que se la habían vendido a algún coleccionista
    europeo o americano del norte, algo similar al destino del Chance Vought Corsair del Museo Naval de Tigre que está en una colección o un museo de Francia. Gracias.

  4. Eduardo Devoto @

    Durante bastante tiempo tuve la curiosidad de saber que había pasado con la Locomotora a escala de la Estación Constitución y después de bastante tiempo y diversas informaciones, encontré que está en la Facultad de Ingeniería de la Avda Las Heras.

Tu email no será publicado. Required fields are marked *

*


*