1.389 días, 1.389 clásicos

9/Jun/2022

Por un momento se abrió la niebla que baja estos días sobre el Río de la Plata y apareció él. Generando suspiros al final de la Calle de los Suspiros, en el Barrio Histórico de Colonia del Sacramento, allí estaba el FSO Polonez.

El Polonez apareció en 1978 y tuvo su razón de ser en una estrecha colaboración de la Fabryka Samochodów Osobowych (FSO) con Fiat. Así, mecánicamente se basaba en su antecesor el Polski Fiat 125p, pero su estructura se aprovechaba de desarrollos que había estudiado Fiat en prototipos de seguridad de la época. En cuanto al diseño, era el resultado de la colaboración entre polacos, el Centro Stile Fiat y Giorgietto Giugiaro en los diferentes estadios del desarrollo.

No sólo fue el auto más vendido durante varias temporadas en su país de origen; el Polonez se exportó a la mayoría de países europeos, tanto del Este, como de Europa Central y las islas británicas, se vendió en buen número en Chile y Colombia, pero también en menor volumen en el Río de la Plata, y se fabricó en las plantas de Varsovia y Nysa en Polonia, pero también en China, Tailandia y Egipto. A lo largo de casi un cuarto de siglo de vigencia se construyeron más de un millón de ejemplares.Otra particularidad del Polonez es que se produjo en una gran variedad de versiones, incluyendo las comerciales de gran capacidad de carga ofrecidas a bajo precio y con mecánicas muy probadas para esas labores. El ejemplar de las fotos es un Polonez Caro, segundo nombre o apellido que recibió al estrenar varias renovaciones técnicas, estéticas y de equipamiento a partir de 1991. La patente con sus letras LEA nos cuenta de su pertenencia a la ciudad de Tarariras, donde imaginamos una vida muy tranquila para él, debido a su buen estado general. Se trataría actualmente del móvil de un trabajador gastronómico de la zona, quien aprovecha además las ventajas del conocido XUD Diesel 1.9 aspirado, motor que equipaba en la época y que conocimos por acá en tantos Peugeot y Citroën antes de la llegada de los HDi.

Un polaco y un rusito… ¿Y qué nos dicen de la escena compartida con un Lada Samara de la época? FSO Polonez Caro GLD, ¡habemus candidatazo para el “Concurso de lo Ordinario” en la versión oriental del “Festival of the Unexceptional” inglés!

Fotos: Diego SperattiVadeRetro recomienda las siguientes notas relacionadas:

Festival of the Unexceptional 2019: ganadores ordinarios

Festival of the Unexceptional 2018: el resumen

Festival of the Unexceptional 2017: los ganadores

1 Comentario

  1. Fiel exponente de las importaciones del Este de Europa de los 90.

    Contemporáneos a este, vinieron desde el Este los Lada Samara, Laika y Niva, OKA Vaz, Aleko (otro ruso), los Dacia derivados del Renault 12 y los Oltcit (derivados del Citroen Visa).
    Con los antes nombrados podrían colarse los franceses Talbot Horizon

    Lada aún se ven circulando, y algún Aleko también, los demás, quedan algunos sobrevivientes únicos como el ejemplar retratado

    Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

MÁS ARTÍCULOS…

suscribite a nuestro newsletter

Adsense

ENCUESTA DEL MES

ENCUESTA DEL MES

¿Qué opinás del Restomod?

Adsense

Adsense