Curiosas interpretaciones locales sobre los Mercedes-Benz 170

Diego Speratti
IMG_3567
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this pageEmail this to someone

IMG_4349

Sobran los motivos para volver sobre la serie W 136 de Mercedes-Benz, conocido prosaicamente como 170. Se trató entre otras cosas del primer vehículo construido en serie en la Argentina en posguerra. También fue aquí el único lugar fuera de Alemania donde se lo fabricó. Y el primer experimento de Daimler-Benz de ensamblar un auto SKD (Semi-Knocked Down) en el exterior, con el grueso de sus elementos enviados desde Alemania.

Armados inicialmente en la planta de San Martín y luego en la de Gonzalez Catán, la filial local de Mercedes-Benz ofreció el 170 como automóvil de pasajeros, pero también como vehículo de trabajo en decantaciones tipo rural vidriada, furgón cerrado y pick up. Sobre esta base comercial pusieron manos a la obra numerosos hacedores de la pujante industria carrocera local de la posguerra.

El 170 sedán cuatro puertas fue vendido a particulares pero se volvió un símbolo de Buenos Aires, al ser elegidas las “Hormigas Negras” para cumplir, vestidas de riguroso traje oscuro, con el traslado de ciudadanas y ciudadanos como servicio de taxi por las avenidas, calles y rincones de la capital argentina.

img346

img347

Las pick ups y utilitarios cerrados, desde hace un buen tiempo despertaron la atención de los coleccionistas de todo el mundo y se exportaron en enormes cantidades, quedando en Argentina cada vez menos ejemplares que testimonien su pasado de trabajo y el saber hacer de los carroceros locales.

Pero también hubo propuestas de automóviles que sólo se vieron por la pampa húmeda, como los dos que ilustran esta nota. A falta de material bibliográfico (y conocimiento) que nos permita reconocer las firmas autoras de estas propuestas, sólo podemos agregar que las fotos del extraño convertible con baúl, doble rueda de auxilio sobre los guardabarros y cuatro plazas, pertenecen al acervo de Jorge Caviglia y fueron ralizadas a mediados de la década de los años 80; mientras que la coupé apareció en el Rally de Rafaela en su edición del año 2016. Y aunque su propietario aseguraba frente a las cámaras de la señal de TV El Garage que se trataba de un auto de origen alemán importado con esa carrocería, nos animamos a poner en duda su versión. Algo inspirado, especialmente en la caída del techo y las ventanas laterales traseras, en ciertos Ford de los primeros años de la posguerra, este automóvil es parte de la colección del Museo de Automóviles “Don Iris” de la ciudad de Villa María, en la provincia de Córdoba. O al menos lo era por entonces.

Fotos: Archivo Jorge Caviglia y Diego Speratti

IMG_4592

IMG_4233

IMG_3894

IMG_3900

IMG_3890

vaderetro recomienda los siguientes post relacionados:

Cuando Mercedes-Benz volvió a fabricar en la posguerra

Los Mercedes-Benz 170 de Prefectura

La tradición de pick ups Mercedes-Benz nacionales

1.238 días, 1.238 clásicos

1.107 días, 1.107 clásicos

3 Comentarios, RSS

  1. Güilbeis @

    Hay que esconderle las botellas al chapista del sedán blanco cuando le toque hacer los pasarruedas

  2. Juse del Castillo @

    A mi criterio es más elegante el convertible celeste, aunque las ruedas de auxilio podrían haber sido puestas un poco más bajas.

    • Beppe Viola @

      si las pusiera mas bajas tocarian la rueda delantera, por lo cual se deduce que, si un auto no estuvo pensado y proyectado para eso es siempre mejor no modificarlo, porque cualquier cosa agregada quedarà mal

Tu email no será publicado. Required fields are marked *

*


*