Ruote nella Storia 2020: primer raduno post Covid en Sicilia

29/Ago/2020

Después de casi seis meses sin actividad, el domingo 23 de agosto participamos del raduno “Ruote nella storia», organizado por el ACI (Automobile Club d´Italia) Storico y su filial Palermo. Estos eventos suelen valorar tanto los autos históricos como los pueblos donde se organizan, y Cefalú, elegido esta vez, rankea como uno de los más bonitos de Italia.

Aquel domingo, salimos muy temprano de Santa Caterina Villarmosa con dos Fiat 500 para cubrir los 100 km de distancia con el pueblo sede del evento, a orillas del mar. Totuccio Carvotta y Salvatore Bruno participaron con un Fiat 500 D 1961 primera serie. Diego Carvotta, quien escribe, y Nicolò Ognibene (12 años), alistado en su primer raduno, en un 500 F de 1968.Llegamos a Cefalú con la fresca y cuidando las máquinas porque todavía había que hacer el raduno y volver andando. Lo de cuidar las máquinas no se cumplió en el viaje de vuelta, ya que según mi primo Totuccio volvimos «¡a tavoletta!» (en criollo, ¡a fondo!, 115 km/h los «cinquecento» tocados…).

Volviendo al raduno, el punto de reunión fue Piazza Garibaldi, próximo a la zona costera de Cefalú, en un lindo restaurante. Y allí empezaron a llegar los autos: varios Lancia Fulvia HF, Delta, Flaminia, spiders Alfa Romeo de todas las épocas; el nivel de autos era muy bueno y variado.

Siguiendo con los Lancia había un Artena de preguerra hecho pick up, y ese Stratos, realmente impresionante e impecable, además de alguna que otra Ferrari. Pero para ser equilibrados también podríamos hablar de los sport ingleses, del Opel GT by Conrero o del Ford Escort Mk II RS 2000 con la decoración con la que Angelo Presotto y Max Sghedoni salieron quintos en la Targa Florio de 1979 y ganaron el Campeonato Italiano de Rally esa misma temporada.La parte dinámica del raduno consistió en un paseo por el centro de Cefalú y una vuelta de unos 40 km por la zona. El domingo pasado hizo mucho calor, por lo que en los caminos de montaña varios autos llegaban a la neutralización con “recalentadas”. Nosotros no sufrimos esos problemas, porque los nuestros eran refrigerados por aire…

Luego de este recorrido volvimos al puerto para almorzar y hacer sociales que es lo más lindo de este tipo de eventos. Fue un paseo por lugares bellos, con hermosos autos y entre amigos.

Fotos: Diego Carvotta VadeRetro recomienda las siguientes notas relacionadas:

Ciccio de Cefalù, maestro intemporal

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

MÁS ARTÍCULOS…

suscribite a nuestro newsletter

Adsense

ENCUESTA DEL MES

ENCUESTA DEL MES

¿Qué opinás del Restomod?

Adsense

Adsense